Campeonato Cadete Baloncesto

El baloncesto para principiantes

La evolución del baloncesto

El baloncesto requiere velocidad, concentración, habilidad y la capacidad de mantener la calma en los momentos más estresantes del juego. Todos lo conocemos como es hoy en día, pero no siempre ha sido así.

Desde que el profesor James Naismith lo creara para entretener a sus estudiantes cuando no podían jugar al aire libre, este deporte ha sufrido muchos cambios.

La evolución del baloncesto

En 1891, James Naismith, un profesor de educación física del Springfield College de Massachusetts, inventó el baloncesto. La idea detrás del juego de Naismith era llevar un balón de fútbol regateando para después pasarlo a un compañero de equipo que intentara lanzarlo a una cesta de madera de fruta. Era un juego amable que no implicaba ningún tipo de contacto físico.   Se empezó a jugar en equipos tanto en la escuela secundaria como en la universidad. A medida que el juego se hizo más físico, se creó la figura del árbitro para cantar las faltas cuando un jugador era golpeado mientras lanzaba.

Una canasta hecha durante el curso del juego valía dos puntos y un tiro libre valía un punto. Los equipos movían la pelota alrededor de la cancha para encontrar un buen tiro.

Las posesiones de cinco o más pases eran comunes, al igual que los partidos con bajas puntuaciones, ya que no había límite de cuanto tiempo un equipo podría mantener la pelota antes de lanzar. Esta estrategia de congelar el balón y mantenerlo en el equipo era eficaz pero muy aburrida para el público.

La NBA puso tiempo de lanzamiento en 1954. Cada equipo tenía 24 segundos para conseguir un tiro. Si no lo conseguía, el otro equipo tenía la posesión del balón. Esto aumentó el ritmo del juego drásticamente y cambió el juego.

Se necesitaban jugadores que pudiesen correr velozmente, saltar muy alto y acercarse tanto como pudiesen a la canasta para anotar, en vez de jugadores que supiesen lanzar y pasar el balón.

De esta manera se anotaba más, se corría más y se lanzaban a canasta más veces, lo que resultaba muy entretenido para los aficionados. El mejor equipo de los años 1950 y 1960 fue el Boston Celtics, que utilizó su estilo para superar a sus oponentes y también jugó una defensa agresiva para robar la pelota.

En 1967, se añadió el tiro de 3 puntos como una forma de anotar. Los jugadores que lanzaban la pelota más lejos, desde un arco pintado a 7 metros de la canasta, recibirían 3 puntos.

Si el jugador era obstruido mientras lanzaba un tiro de 3 puntos, tendría 3 tiros libres. De esta forma, se mantenía el ritmo acelerado, pero se premiaba al tirador exterior.